martes, 4 de septiembre de 2007

Son las ocho y media y Germán no llega, ya no creo que venga en realidad. Dominque está sentada cerca mío, pero no tanto como al principio. Noto distancia.
Otra vez llegué tarde y justo Oscar hablaba de mí y mi grupo ausente.
Leo llegó tarde una hora, Dominique habló con él.
Oscar estaba enfermo, quería definirnos y nos enrredaba en árboles espesos. Pretende que nos encasillemos.
Éste grupo tiene un trabajo, el juego.
Hoy me puse a payasear.
Él dice que pienso con partes y que mi pensamiento no corresponde, sino que es un mero efecto que hago relacionar, porque sólo busco mi conveniencia...No Oscar!!! Yo no soy vos!!!.
En contrastación querés lograr la comprensión, sacás el papel y te sentís acreditado.
Emma entra y sale, su compañera Florencia me molesta.
Oscar, vestido de verde oliva no deja de hablar de botánica. Debe ser por lo que llega la primavera.
"Las cosas son en relación con las cosas", pero pedís que siga escuchando a un Martín sesgado, ocacional y menos fáctico -ya que algo místico- no te conviene.
Emma trata de ser sutíl, pero su compañera tiembla y tambalea todo a su paso, es más, abajo, la ví saludar y me pareció falsa, una típica moral de iglesia...tiene esos ojos cortos que me hacen temer...
Se llena el vaso, el mismo pero ya no con lo mismo...Fluye!- gritó Dominique y desparrama el contenido. Un gran mantel amarillo es la base y casi no se nota el desparramo.
Ella ríe a ríos.
Oscar mira con miedo, y se sienta cruzado de costado. Ella vuelve sobre su propia vitalidad, ella renace como semilla.-Salgo del principio, pero a veces creo caer ahogada en un nuevo vaso de palabras-.
Martín cree que cambiando el nombre se ilumina más la puesta en escena, antes todos-según él- se quejan en lo oculto; yo no creo que sea así. Éste intenta iluminar la oscuridad, pero a su paso termina también quedando atrapado.
Dominique se vuelve primigenia y no quiere sentirse contenida.
No devengas Dominique, Fluye!!!!!
-No alcanza un ahí, no permitas que Federico te coloque el moño del paquete-
Yo no pretendo más que aconsejarte Dominique, yo uso ya un reloj.
Federico le dice a Oscar: Instantaneidad que no niega temporalidad...
Miedoso! grité y Leo me veía escribir.
No agarres el bastón Dominique!!!!
Ahora Oscar dice que quiere despertarte...
Vos ya sos Dominique!! eso no tiene nada de nuevo!!!!! Oscar sólo lo envolvió en papel celofán.
Oscar carga un portafolio podrido.
La luz de neón no ayuda Dominique!!!
Un poco cansada ya, me doy cuenta que ella es distinta, se le nota, veo que piensa qué es eso y construye un banco donde decide sentarse. Sus movimientos por ello, no dejan de ser ágiles, ella flota; no tiene zapatos de taco de madera como Oscar.
No somos panqueques Oscar!!!!!-grita Dominique.
Tampoco estatuas o pañuelos hechos banderas!- ríe Dominique.
Dominique sí posee esa mirada provocadora, invitante, pura; por eso ni siquiera ve para temerle a los obstáculos, ella come bayas dulces.

2 Espacio del Transeúnte:

will dijo...

Estas re loca jaja, che tengo una idea:
¡Escribí un libro!

"Las aventuras de Dominique y yo"

:)

will

Alicia dijo...

ey que bueno esto que escribiste...!

 
Estornudo Virtual - by Berrysand